¡El gran momento de los peques que ya van a dejar de serlo!
Me ilusiona mucho conocerles, saber un poco de sus gustos, de qué les hace feliz, y pedirles que colaboren conmigo para hacer de su comunión un recuerdo personal y bonito. ¡Son geniales, me aportan muchas ideas y lo pasamos en grande!
Mamá, papá, ¡¡escribidme vosotros y dejadnos juntos a los dos!!

¡La bomba!